#5. El profesor de educación física

#5 es probablemente uno de los manes con mejor cuerpo que he estado. #5 compensó mis anteriores experiencias que habían resultado desagradables. Había visto solo tres fotos de su increíble cuerpo y una foto borrosa de su cara, un selfie en el baño con el vidrio empañado. Sabiendo de la existencia del humedal Córdoba y sin conocer de más sitios aparte de un motel para el cual no tenía plata le pedí a #5 que nos encontráramos allí.

Nuevamente fue un viernes después del colegio que tuve este encuentro. Cuando lo vi en persona, no podía creer que era alguien de quien había visto por fotos primero y se veía mejor que en ellas en la vida real. Después de mis desafortunadas experiencias con el internet y las fotos, por fin había conocido a alguien con el que me excitaba estar estar aparte de la vez que perdí la virginidad. #5 era alto, tenía un cuerpo espectacular, era pinta y además estaba estudiando para ser profesor de educación física.

De camino al humedal hablamos bastante y me dijo que trabajaba en un hotel. También me dijo que conocía mucho del mundo gay y que hacía poco se había interesado por un transexual con quien había tenido sexo el fin de semana. Me dijo que le gustaban los niños jóvenes y que una vez se había cogido uno subiendo a monserrate. Cuando llegamos al humedal me pidió que me subiera a un tronco de un árbol lo cual me pareció incómodo pero accedí. Debido a que esta era una de mis primeras experiencias sexuales, le tenía pavor a las enfermedades de transmisión sexual y habiendo escuchado que había tenido sexo con un transexual, le pedí que se pusiera dos condones. Además tenía un canguro de donde vi que tenía al menos unos 20 condones.

Me rogó que lo dejara solo ponerse un condon pero no lo dejé. Mientras follabamos lo llamó el que yo creía era el transexual y duraron hablando varios minutos mientras me lo metía, lo cual me aburrió. Finalmente colgó y saco el pene. Había un poco de sangre y asustado me preguntó por qué había pasado eso, del dolor que sentía no dudé que hubiera sangrado. Luego me preguntó si había comido mucha carne esos días lo cual era verdad y que eso podía ser la razón de mi sangrado. Me dolía tanto que no aguanté más y le pedí que lo sacara.

Se masturbó parado y nunca olvidaré que gritó “gonorrea!!” Cuando se vino. Creo que me reí. Nos vestimos y nunca más lo volví a ver. Aunque me hubiera gustado volver a estar con él y haberlo dejado metérmelo con un solo condon como cualquier persona normal lo hubiera hecho.


Puntuación: 6 de 10

2 comentarios sobre “#5. El profesor de educación física

  1. Me parse super y me gustaría saber, como te proteges estando con muchos hombres, si bien sabes que se te vienen muchas veces a dentro?… eso me pasa a miii y tengo miedo..

    Me gusta

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios .