#354. El gringo del six pack perfecto

“You are cute”, fue lo primero que me dijo #354 cuando abrió la puerta. Como la mayoría de los gringos, #354 me pagó el uber a su casa, me preguntó de dónde era y qué hacía en LA. Era bajito para el promedio de estatura de ese país, tenía 27, medía 1.65, tenía un cuerpo y una cara bronceada y unos ojos verdes.

Me mostró su apartamento que estaba muy bien decorado a comparación de otros apartamentos que he ido y luego me invitó a que entráramos a su cuarto. Por qué a muchos les gusta tirar con la luz apagada y hacer tríos? Digo, lo he hecho y no me molesta, pero para mí no hay como el uno a uno y con la luz prendida, me gusta poder admirar el cuerpo y la cara del otro mientras uno comparte un momento tan íntimo como lo es tener sexo. La luz de su habitación permaneció oscura todo el tiempo, no quiso prenderla cuando se lo pedí, tampoco hubo mucho intercambio de palabras con él porque poco tiempo después que entré por la puerta de su apartamento ya me había desnudado por completo y se lo estaba mamando.

#354 tiene un cuerpo tonificado, no es muy acuerpado pero se nota que lo ha trabajado bien en el gym porque sus pectorales y su sixpack están muy bien definidos, tiene uno de los six-pack más marcados que he visto, y aunque tiene una cicatriz que no es muy pronunciada en todo su abdomen, el six-pack se le ve muy bien.

El pene #354 era también pequeño en comparación con el promedio, sin embargo esto no me afectaba porque sabía que no iba a doler nada cuando me lo metiera. Se acostó boca arriba en su cama, se puso el condón y aplicó lubricante en la punta de su verga y alrededor de mi ano. Me senté en él y entró como la punta de un marcador en su tapa: fácil. Le agarré sus hermosos pectorales y me empecé a mover de adelante hacia atrás, luego alterné el movimiento de arriba a abajo, mientras tanto podía ver la cara de #354 con los ojos cerrados y agarrándose de las sábanas. “like this?”, le pregunté para asegurarme que disfrutaba como me movía con su verga dentro y #354 respondía asintiendo con la cabeza.

Me agachaba hacia su cara para besarlo y luego volvía a mi posición original. Quisimos cambiar de posición y me acosté con el culo en el borde de la cama mirando hacia arriba mientras que #354 me clavó parado, lo estaba disfrutando mucho hasta que de la nada sacó su verga, se quitó el condón y se vino sobre mi abdomen. Con qué permiso? siempre me preguntan dónde quiero que se vengan cuando no lo hacen dentro del condón en mi culo! mentiras, pueden venirse donde quieran pero me tomó por sorpresa  la corrida de #354.

Nos vestimos y me contó que tenía que volver a trabajar, dentro de su apartamento. Sí, #354 trabaja desde su casa y es su propio jefe, no recuerdo qué negocio tiene. Me pidió el uber para irme y para que sepan, los gringos cuando le piden a uno el uber de vuelta a la casa no piden uberX como lo hacen cuando uno  va en camino a la casa de ellos, sino que piden uber pool porque les sale más barato. Y no me quejo, antes son muy amables por pedirlo de venida y vuelta. Y sabían que “uber” también es un verbo en inglés aparte de la aplicación? Me sorprendió que todos me decían”I’ll uber you”, entonces acaso existe una conjugación para uber?: “I uber, you uber, he ubers, she ubers, they uber, we uber?” XD.


Puntuación: 7 de 10

Un comentario sobre “#354. El gringo del six pack perfecto

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios .